- 8 de septiembre de 2017

Técnicas de resonancia energética grupal a través de la música

El martes 29 de agosto de 2017 asistí a la generosa invitación que me hicieron Vanesa Lucchesi y Marcos Suárez Alais, para participar de una de las rondas de armonización psíquico/corporal a través de la música -Resonancia Energética Grupal-.


WhatsApp Image 2017-09-08 at 16.27.42

Ambos crearon poco más de un año atrás ReGrupal, una entidad que desde su sala en un costadito de Palermo, en esta ciudad de Buenos Aires, congrega a interesados en vivir una experiencia musical, teatral y esencialmente espiritual.

Luego de los saludos y presentaciones, Vanesa introduce a unos minutos de relajación y elongación para activar el fluir de energías en nuestros cuerpos. Son movimientos encaminados a deasentumecer nuestras articulaciones, para que el flujo de nuestros sistemas circulatorios -cardiovascular y linfático- corran libremente y podamos disfrutar de la música.

Es una sala amplia en la que los protagonistas son la música, un ensamble especial que Marcos ha realizado tomando sonidos de la naturaleza, de la vida cotidiana y que en la sucesión transforman nuestro cuerpo, nuestro estado de ánimo y nuestras energías.

Comienza con los asistentes acostados en ascéticas colchonetas individuales y oscureciéndose la sala hasta quedar apenas iluminados por velas en los extremos, creando un escenario calmo que induce a concelebrar una ceremonia.

A poco la música suave y envolvente comienza a bajar, a posarse, a ingresar y transformar nuestros cuerpos hasta lograr esa armonización que pregonó la invitación de Resonancia Energética Grupal.

WhatsApp Image 2017-09-08 at 16.28.15

La música llega desde el agua, desde las aves, desde los gongs o aviones o motos que nos llevan a instantes de nuestras vidas. En la media hora en que ello sucede el espiritu de cada uno es sacudido, tocado, intimidado o acariciado, según el comentario que cada uno fue volcando al cerrar el encuentro.

-Yo sentí angustia, dijo una joven para quien los pájaros que piaron en cierto momento de la sinfonía, la remitieron a ese momento.

Quién estaba a su lado dijo: “sentí frío; tuve un día muy agitado, muy intenso y este atardecer cambió tras la tormenta de Santa Rosa y ese frío me persiguió hasta aquí. Pero después -añadió- me fui entibiando y cuando los tambores y los gongs tañían, me recorría el cuerpo como toda una corriente y me vovió el calor”.

En mi caso, estuve muy pendiente de la música y puedo recordar cada sonido y también el de quienes estaban en la sala, cerca mío y me reprocho no haber podido lograr sumergirme en esa profundidad a que nos llevan las prácticas de meditación.

El creador de esta propuesta pone de relieve la sincronía que se experimenta y la explica subrayando que la física viene dando respuesta a fenómenos que otrora se asignaba al campo mágico. En particular la comprensión que la esencia misma de todo fenómeno es energía vibrando a su tiempo, pero conjugando un ritmo, como el que se da un auditorio para aplaudir en sincronía.

Pero no solo la física cuántica, la astronomía, la psicología ya en el campo especial de la psicoenergía, la neurobiología, el fluir de la energía se manifiesta como un proceso global y acaso universal; algo que la ciencia y desde organismos como la NASA corroboran este fluir de energías que nos envuelve como planeta y hasta nos da una propia sonoridad -eso también se percibe-, explicaron Vanesa y Marcos al finalizar.

La música es como la forma más lograda de ese fluir, armonizando con la naturaleza humana y ese es el efecto, que Marcos Suárez Alais explica acerca del proceso que siguió para dar forma a esta armonización/creación sonora.

Y así como hay ruedos en los que sus asistentes no se conocen entre sí -como la sesión de la que perticipé (foto)-, hay también experiencias para empresas, en las que se despliegan técnicas, muy acotadas de tiempo, en las que se enseña a aprovechar esos breves instantes y también a sentir, experimentar, cómo la naturaleza repara, como cuando vamos a descansar cada noche.

WhatsApp Image 2017-09-08 at 16.28.33

No solo a círculos de particulares y de empresas se aplican estas técnicas en que la música es la gran reparadora. En organizaciones donde el stress puede ser muy alto, como FFAA, hospitales, esta armonización es útil para alinear energías y viene siendo empleada ya intensivamente en Reino Unido y Norteamerica, señala Marcos.

 

Tags: energética, energía, fluir, Marcos Suárez Alais, música, ReGrupal, resonancia, sincronicidad, Vanesa Lucchesi

Más notas de interés

Registrarse en el Newsletter de Portinos