- 6 de diciembre de 2017

Financiarán con hasta $ 15 M a empresas de software

El ministerio de Producción realizó el lanzamiento de una línea de créditos especiales para empresas de software y servicios informáticos (SSI). Los créditos tienen como primer paso la precalificación de las compañías, las que una vez calificadas pueden tomar el crédito cuando lo precisen. También se anunciaron otras dos líneas de préstamos para compañías medianas y grandes por las cuales se financiará -en pesos y/o en dólares- la adquisición de empresas dentro y fuera de la Argentina; y también para financiación de exportaciones.


171206 - BICE - Cabrera

Las empresas que califican a la línea disponen de los fondos para el momento que necesiten concretar un proyecto y pueden utilizarlos para la contratación de empleados (vinculados al requerimiento) y/o la adquisición de equipamiento tecnológico, como también para financiar a clientes en cuyos proyectos estén trabajando.

El monto máximo de este destino será de hasta $ 15 millones, hasta un 80% de la inversión, con plazo de hasta un año y una tasa Badlar + entre 4,5 y 6,5% (según categorización de riesgo de la empresa), pudiendo aplicar a bonificación del Ministerio de Producción.

Estas líneas se realizan con financiación del Banco de Inversión y Comercio Exterior (BICE), organismo descentralizado del ministerio de Producción. Su titular Pablo García estuvo presente en el acto que encabezó el ministro Francisco Cabrera y también el secretario de Emprendedores y Pyme, Mariano Mayer, y el subsecretario de Servicios Tecnológicos y Productivos, Carlos Pallotti. También estuvieron presentes representantes de las empresas de software, servicios informáticos y de la industria del conocimiento en general.

El ministro Francisco Cabrera felicitó a Mayer y Pallotti por esta nueva concreción de sus iniciativas y manifestó el deseo de que las empresas lo aprovechen dado las condiciones ventajosas y el afán de promover todo cuanto tiene que ver con la economía del conocimiento. El tema del crédito -dijo- me parece relevante porque marca una presencia nueva del Estado en el tema financiero, que es dar crédito por proyecto, por calidad de contrato y por comportamiento. Es algo nuevo y creo que podrá ir repitiéndose en todos los temas financieros dado el interés en apoyar al sector y no va a crecer si no tiene financiamiento.

Infografía línea SSI BICEAlgo interesante -agregó Cabrera- y que es de coyuntura pero que tendrá peso sobre este sector es que acabamos de enviar un proyecto de ley al Congreso Nacional para que se evite la doble imposición con Brasil. Es importante porque Brasil compra alrededor de u$s 12000 millones anuales en servicios de valor agregado y el software aporta un valor cercano a los 100 millones de dólares y allí hay un monto importante a aprovechar. Hubo conversaciones con Brasil y finalmente se llegó a un acuerdo, pero eso tiene que se refrendado por el Parlamento y cuando ello salga será de gran impacto.

Hago referencia a esto porque que las empresas crezcan tienen que ver con los detalles y en los últimos años se ha hablado mucho pero se ha hecho poco. Todos los días hacemos algo para promover y que las pymes crezcan en este contexto. Esto es sumamente importante porque tiene que ver con lo que hace el Gobierno y también tiene que ver con lo que hacen ustedes, para prosperar, para hacerse más eficientes, para incorporar nuevas tecnologías, etcétera -dijo Cabrera-.

Tuvimos un 2016 duro y un 2017 más aliviado en términos generales para la economía. Y ahora vienen nuevas etapas con mejoras en lo competitivo, pero sobre todo tiene que ver con abordar la agenda del Siglo 21. Y allí precisamente ustedes tienen un rol muy importante, porque Argentina tiene que consolidarse no solo en software sino en todas las industrias, todos los servicios, todo el comercio.

Todo tiene que modernizarce en Argentina y apoyarse en la tecnologia y para eso tenemos que cumplir con los pasos que venimos dando. Uno de ellos fue bajar los aranceles de las computadoras a cero para que la tecnología esté más accesible. Finalmente -dijo Francisco Cabrera- felicitarlos y señalar que 2018 va a ser un año de buenas noticias para todos.

Captura de pantalla 2017-12-06 a la(s) 12.32.23

La línea presentada atiende los principales requerimientos de las empresas del sector a través de cuatro destinos de financiamiento fundamentales: adelantos de inversión para la contratación de empleados y compra de equipamiento, adquisición de empresas del mismo rubro, exportaciones y otorgamiento de garantías internacionales.

Con respecto al primer destino, adelantos de inversión, el BICE basa su análisis crediticio en el flujo de negocios de la firma y los proyectos. “Los empresarios tecnológicos nos contaron que no podían acceder a préstamos porque el grueso de su capital es humano y no cuentan con activos físicos que operen como garantías. Dado el carácter intangible de la actividad, impulsamos este cambio en el enfoque tradicional del crédito”, explicó el presidente del BICE, Pablo Garcia.

Las empresas que califican a la línea disponen de los fondos para el momento que necesiten concretar un proyecto y pueden utilizarlos para la contratación de empleados (vinculados al requerimiento) y la adquisición de equipamiento tecnológico. El monto máximo de este destino será de hasta $ 15 millones, hasta un 80% de la inversión, con plazo de hasta un año y una tasa Badlar + entre 4,5 y 6,5% (según categorización de riesgo de la empresa), pudiendo aplicar a bonificación del Ministerio de Producción.

Con el segundo destino, el BICE financia la adquisición de empresas del sector de SSI radicadas dentro o fuera del territorio nacional. Este es un aspecto clave para fortalecer al empresariado nacional ante la política de expansión de empresas de otros países, ya que el crecimiento de los negocios de las compañías del sector en muchos casos se da a través de la compras de otras firmas.

PabloGarcia_CarlosPallotti

“Queremos que las PyMEs tecnológicas puedan agregar valor a su actividad, crecer y desarrollarse sin límites. Acompañarlas en su proceso de internacionalización y que no se vean en la obligación de vender sus firmas porque no consiguen líneas de crédito para expandirse”, agregó Carlos Pallotti.  En este caso, los plazos son de hasta 15 años en pesos y hasta 10 años en dólares, con hasta 2 de gracia y con un monto máximo de $ 80 millones para PyMEs y $ 200 millones para grandes empresas.

Como tercer destino, y dado el potencial de ventas en el exterior del sector, la línea también financia y pre-financia las exportaciones de los servicios que produzcan las empresas de SSI. Dispone de un monto máximo de USD 5 millones por operación, con una tasa de 1,5% hasta los 210 días de plazo y cubre hasta el 75% del valor de la operación.

Por último, en cuarto lugar, otorga garantías internacionales (conocidas también como SBLC, Stand By Letter of Credit), que son instrumentos que cumplen la función de mitigar riesgos vinculados a los contratos de compraventa internacional. Estas garantías les sirven a las empresas argentinas para presentarse en licitaciones internacionales para exportar.

El BICE, en su rol de banco de desarrollo, busca promover la inclusión financiera de los sectores productivos nacionales y con esta nueva herramienta financiera, diseñada a la medida de las empresas de software y servicios informáticos, asiste a un sector clave de la economía y con amplio potencial.

Para más información ingresar en www.bice.com.ar/ssi

 

Tags: BICE, Carlos Pallotti, creditos, Francisco Cabrera, Mariano Mayer, Pablo García, Producción

Más notas de interés

Registrarse en el Newsletter de Portinos